Joaquín Luqui: Maestro, incluso después de haberte ido

Los que tengan una cierta edad, recordarán como yo una voz inconfundible de la radio. Lo que más recuerdo de él es ese entusiasmo inagotable que derrochaba cada vez que cogía un micrófono.


Luqui, muchos nos acordamos de ti en estos días. Se cumplen 12 años desde que tu voz dejó de sonar en la radio, aunque siempre la recordaremos (y como olvidarla!). La tuya fue una de las primeras voces que aprendí a reconocer en la radio y tuyo es el primer recuerdo que tengo de la radio.

Seguramente habrá muchos compañeros tuyos que puedan hablar mejor de ti, seguramente mucha gente podrá contar cosas mucho más interesantes. No te conocí en mi vida, pero gracias a la radio sentía que te conocía, ya sabes, esa magia que tiene la radio… Lo que se, es que cuando te fuiste yo ya era todo un aficionado a la radio, me pasaba horas escuchándola y te escuchaba todos los días. Oía las recomendaciones que hacías, como decías que un tema sería 3,2 o 1 y la pasión que ponías a cada canción que recomendabas. Se que sentí tu perdida como la de alguien de mi propia familia.

No tengo ningún derecho a hablar de ti, nunca te conocí y no voy a poder aportar nada que no se haya dicho de ti ya. Si escribo estas lineas, lo hago como oyente, como aficionado a escuchar la radio, para dedicarte unas palabras en nombre de todos los oyentes que disfrutaron de tu compañía.

Que gran honor debe ser llegar para cambiar las cosas y que años después de que te vayas la gente siga intentando hacer lo que solo tú podías hacer. Solo puedo decirte que nunca te has ido del todo. Todos seguimos pensando a veces  es de: ¿qué pensaría de esto Joaquín? o ¿Como sentiría Luqui la manera que tenemos de hacer radio ahora, tan conectada, tan viva?

Claro, poco a poco esto de la radio me fue enganchando y ahora siempre que puedo me pongo detrás de un micrófono (posiblemente tu tengas un poco de culpa de eso). Nunca fuiste un locutor convencional, tenías algo especial, sabías transmitir esa emoción a través del micrófono, esa ilusión que te hace escuchar una canción por primera vez y sentir que eres el primero que lo hace. Esa magia especial que sientes cuando recomiendas un tema que acaba siendo un temazo quizás sea de lo mejor de esta profesión y tu lo transmitías como nadie.

Seguramente pasen muchos y muchos más años y se siga poniendo como ejemplo tu manera de hacer radio. Se habla mucho en estos días de que se está perdiendo esa emoción a la hora de hacer radio, que se está automatizando todo y que todos deberíamos hacer un poco más el luqui de vez en cuando.

Siempre recordaremos tu voz, Luqui. Gracias por todo lo que nos diste.

About Raúl Fernández

Diplomado como Locutor de Radio y Televisión, Técnico de Sonido y productor de contenidos audiovisuales. Puedes escucharle los fines de semana en UNIKA FM para todo el país. Además escribe en blogs musicales.