Consejos para Artistas: Las entrevistas

En este segundo post sobre consejos para artistas tratamos una de las partes vitales de la promoción: Las entrevistas. Son el momento perfecto para descubrir lo que hay detrás de tu música.


Hace unas semanas escribí un post sobre consejos para artistas. Como soy Blogger y Locutor de radio, me he encontrado con todo tipo de cosas que NO SE DEBEN HACER. Y basándome en algunas de mis experiencias, he querido recopilar una serie de tips para artistas, grupos, managers y cualquier tipo de persona que se quiera dedicar a la música. Como ya dije, son consejos muy lógicos y muchos de ellos se pueden extrapolar a cualquier ámbito.

En la primera parte hablamos de cómo contar nuestra historia. Recopilando información que había publicada sobre nosotros y procurando que lo que queremos que sepan de nuestro proyecto esté ahí, accesible a todos.

Consejos para Artistas: ¿Cómo contar tu historia?

Hoy vamos a hablar de un parte de la promoción del artista que me parece vital y que ya adelantamos un poco en el anterior post: LAS ENTREVISTAS

Tienes tu grupo o tu proyecto musical, acabáis de terminar el máster de vuestro nuevo álbum… Y ahora empieza el trabajo de verdad. La promoción.

Sin una buena promoción, ningún disco es un disco. Solo es un puñado de canciones grabadas y olvidadas casi con la misma rapidez. Y es triste, porque se lo que cuesta grabar un tema.

La entrevista es una parte vital de la promoción. Es la oportunidad perfecta para contar tu historia de primera mano. Todo aquello que te parezca interesante. Yo he hecho multitud de entrevistas y siempre me ha parecido una gran manera de dar a conocer al artista, de contar su historia. Lo veo como un relato, que puede prepararse.

4. Envía toda la información y material promocional

Es importante ayudar al entrevistador (o al productor que prepare la entrevista) a tener toda la información. Pon las cosas fáciles. Cuéntale tu carrera, háblale de tu nuevo trabajo, de cómo lo habéis grabado, envíale vídeos de grabaciones o de conciertos. Si os ha pasado algo curioso que podría sacarse en la entrevista, házselo saber.

No se trata de hacerle el trabajo o decirle qué tiene que preguntar, pero si le das ideas, puede que algunas le gusten.

Asegúrate de que no hay nada importante que se pueda quedar fuera de la entrevista. Ya en el punto de grabación, o cuando te llame el entrevistador, procura (fuera de micrófono) destacar algo que te parezca interesante mencionar de tu proyecto. Tampoco seas muy pesado, posiblemente sabe lo que se hace.

5. No te repitas

Es algo muy común en las jornadas de promoción acabar diciendo casi lo mismo en todas las entrevistas o sacar las mismas anécdotas. Pero en muchos casos puede ser pesado y redundante si uno de tus fans tiene acceso a varias entrevistas del mismo día.

Sabemos que vas a contar lo mismo todo el rato. Sobre todo cuando haces 10 entrevistas el mismo día. Pero intenta no aburrirte a tí mismo y busca otras formas de contarlo. Si ya has contado la misma anécdota en dos o tres entrevistas, intenta pensar una nueva para la siguiente entrevista.

6. Ni largo, ni corto

Las entrevistas, habitualmente, están medidas con un tiempo. No deben durar demasiado. Por eso, si eres muy hablador o tienes muchas cosas que contar, es mejor que intentes sintetizar o quedarte solo con lo más importante. No seas como Miguel Ángel Revilla, que cada vez que va a un programa no contesta ni a tres preguntas, porque se pasa el tiempo hablando él solo.

Si eres de los que hablar poco, prepárate aquellas cosas que te pueden preguntar. Pide que te envíen con tiempo las preguntas, incluso. Yo no soy muy dado a enviar mis preguntas, pero tratándose de alguien que se lo quiere preparar, procuro darle pistas de lo que vamos a hablar y tranquilizarlo.

Me gusta que las entrevistas sean una charla, hablar entre los dos y que ninguno se quede solo. Por eso, tómatelo así y procura hablar un poco. No seas de esos a los que hay que sacarles las palabras con un gancho.

7. No te adelantes

A colación del consejo anterior, me surge éste. No te adelantes. Céntrate en la pregunta que te está haciendo e intenta contestar solo a eso. Deja cuartelillo al entrevistador para que vaya sacando los temas de conversación.

No quieras contar toda tu historia en la primera pregunta. Ten paciencia y sé conciso. No te vayas a otros temas. Seguro que quedará tiempo para tratarlos.

 

Las entrevistas son cosa de dos (como mínimo). Una parte depende del entrevistador o periodista que dirige la entrevista, pero otra parte depende de tí. No te aturulles, cuenta las cosas en orden, empezando por el principio y como si se lo contaras a tu mejor amigo. Las mejores entrevistas son aquellas en los que el entrevistado se muestra relajado, confiado y tranquilo. Que no te asusten los micrófonos ni las cámaras. Mira a tu interlocutor y charla con él.

About Raúl Fernández

Diplomado como Locutor de Radio y Televisión, Técnico de Sonido y productor de contenidos audiovisuales. Puedes escucharle los fines de semana en UNIKA FM para todo el país. Además escribe en blogs musicales.